logo de todo-memes.com
Sígue los mejores memes en facebook
Sígue los mejores memes en twitter

‘Memes’: los creamos y los difundimos; forman parte de la cibercultura y el entretenimiento, pero también, son una nueva herramienta de denuncia social para manifestar indignación y descontento.


El concepto ’meme’ fue acuñado por el científico Richard Dawkins en 1976, cuando publica “The selfish Gen” (El gen egoísta), una obra en la que intenta explicar su propia teoría acerca de la evolución.

Para Dawkins, al igual que el gen constituye una unidad de reproducción que se desarrolla de manera diferencial para transmitir una serie de rasgos hereditarios, el ‘meme’ es una unidad simple de información que posibilita la transmisión cultural entre seres racionales. Esta transferencia de información se produce por transmisión, asimilación o mímesis, de ahí que el término ‘memes’ aluda a la ‘mímesis de los genes’.

El ‘meme’, una información simple que se reduce a una idea o un concepto, se viene incorporando a imágenes o viñetas que, en plena era tecnológica, se transmiten en el entramado social a través de los medios digitales de comunicación.

Para Dawkins, el gen –en este caso el ‘meme’– tiene posibilidades de prosperar en función de su capacidad de adaptación al medio, y, en este sentido, la fórmula del meme ha sabido adaptarse a los canales masivos de transmisión de información, configurándose en forma de imágenes cargadas de significado.

Pero a la vez que se transmiten y se repiten en una amplia cadena de copias, -y de manera análoga a los genes referidos por Dawkins-, introducen pequeños cambios, dando lugar a nuevas variables, herederas de un meme primario.

Su facilidad de transmisión, completamente visual e instantánea, es la clave de su gran difusión y de que se hayan convertido en elementos cotidianos del ‘ciberlenguaje’. Hay que tener en cuenta que las nuevas tecnologías de la información y la comunicación están propiciando una sociedad digitalizada, que pierde cada vez más la capacidad de concentración y que prefiere escanear la pantalla de su dispositivo en busca del estímulo rápido, de una imagen que encierre contenidos y que evite el ejercicio de la lectura.

En este sentido, los memes se han convertido en el recurso idóneo para transmitir mensajes visuales y son una de las formas que, en la actualidad, maneja la sociedad para describir situaciones que surgen en su contexto social, cultural y político, ganando la atención de los receptores a través del humor y del ingenio.

Forman parte del tejido cultural y, en un momento de descontento social como el que atravesamos, son la herramienta de que dispone la gente para manifestar su descontento y su indignación o, en muchas ocasiones, para burlarse de acontecimientos protagonizados por personajes públicos como políticos, actores, deportistas, etc.

Siempre en clave de humor, el meme compite por su popularidad, por captar la atención del público. La sátira, el ingenio y la chispa de su mensaje hacen que se propaguen rápidamente a través de medios de comunicación, redes sociales y aplicaciones de dispositivos móviles.

Tal es su capacidad de transmisión de un mensaje entre la sociedad, que están siendo utilizados por grupos de opinión de diferentes ámbitos: política, márquetin, mercadotecnia, etc., como parte de sus estrategias de comunicación.

No se sabe con certeza cuál es la clave para que un meme se convierta en viral, llegando a ser compartido por miles e incluso millones de personas. Probablemente se trate de un misterio, una chispa mimética que conecta de un cerebro a otro. Lo que sí parece claro es que, cuando el mensaje está relacionado con el descontento, esta chispa puede provocar una verdadera explosión de ideas ocurrentes.






Upper East Side Fire: 1 Man Dead, 13 Injured as Massive Blaze Guts Apartment <b>...</b>